buscar
 

Tras las operaciones empieza el periodo de recuperación y poco a poco se va cogiendo ritmo. Ahora tocaba poner un poco más a prueba mi "nueva espalda" con una salida un poco más larga, con más desnivel y con más peso en la mochila ya que tengo que conseguir ir cómodo con todo el equipo de fotos. La ruta escogida fue la Brecha de Roldán, que nunca decepciona.

Tras varias horas de andar bajo un sol abrasador parece que la recuperación va por buen camino así que en breve más y mejor :-D

 

 Col de Tentes, frontera entre Francia y España 

Las espectaculares vistas del circo de Gavarnie hacen menos dura la subida 

La siempre impresionante Brecha de Roldán antes de afrontar la última pala

                                                                            Llegando a la Brecha (2870m)

 
Deja tu comentario
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

7 + 2 =

 He leído y acepto el aviso legal y la política de privacidad

 
Idioma